ACCIDENTES DE COSTA RICA.

Accidentes de Transito y Noticias en carretera de todo Costa Rica y más…

Mirá las diez curiosidades ocultas más llamativas de los autos #SomosACRnet

Como en la industria de los videojuegos, algunos fabricantes introducen secretos en sus diseños. Te mostramos los diez más sorprendentes.

En la industria de los videojuegos se denomina easter egg (huevo de pascua) a pequeños secretos ocultos en la interfaz o historia que se presentan como curiosidades u homenajes. Los autos también adoptaron esta medida y SomosACRnet tomó nota de algunos de los más llamativos.

– Ford Mustang GT: es el producto emblema del óvalo y uno de los autos que más dedicación lleva. En su edición 2010 tenía un parasol para el conductor muy particular: imitaba al capot.

– Chevrolet Corvette: en distintos modelos, el ícono americano esconde dos secretos. En su versión Stingray posee, alrededor de la ventana trasera un “juego” con el logo de las banderas, que varían su tamaño y se repiten numerosas veces. Además, en el ZR1, delante de su poderoso motor V8, en lugar del logotipo de la marca observamos a Jake, la calavera que grafica desde hace buen al equipo de carrera.

– Chrysler 200: la marca del Grupo FCA dejó bien en claro que su buque insignia es un producto desarrollado en Detroit. A tal punto que, en ciertos sectores del sedán, está el contorno de la ciudad más importante del estado de Michigan. Este es un concepto que varios vehículos adoptaron como homenaje a la urbe donde nacieron.

– Porsche Panamera: las llaves de los autos evolucionaron con los años y son tan versátiles como costosas. En la casa de Sttutgart tomaron nota y le dieron una vuelta de tuerca al asunto y el objeto con el que se abre la berlina es muy particular, ya que posee la forma del vehículo. También es una memoria flash USB.

– Mini Superleggera: la marca británica posee autos con diseños que evocan al pasado, pero ultra modernizados. Ejemplo de ello es este concept, con un corte muy parecido a vehículos de los años 50 y 60, aunque posee tecnología de vanguardia. Y un secreto en sus luces traseras: si se pudiesen juntar las ópticas, se forma la bandera de Gran Bretaña.

– Ford GT: El renacer de este súper deportivo fue en 2003, precisamente cuando el óvalo llegó a su primer centenario de vida. Como parte del prototipo, la gran terminal americana dejó un mensaje: en sus faros se puede ver el 100 que identifica los “festejos”.

– Jeep Wrangler: el Willys marcó el inicio de los vehículos todo terreno, en el albor de la Segunda Guerra Mundial. Luego de él (y de la Defender de Land Rover) llegó toda una generación de 4×4. El Wrangler, heredero natural, rinde homenaje de innumerables formas, con la figura del mítico GP (General Porpouse, de donde viene el nombre de la terminal) en las llantas, lunetas, luces y hasta el parabrisas.

– Renault Twingo RS: Cuando la marca francesa anunció la nueva generación del auto pequeño en 2006, calificó al vehículo como un producto orientado a los jóvenes. Por eso, la pedalera del más chico del rombo viene con los símbolos universales del reproductor de música.

– Tesla Model S: la constructora encabezada por Elon Musk esconde varios detalles secretos desde su pantalla táctil. Uno de los más curiosos está ligado al “espionaje”. Al ingresar a la central multimedia se puede acceder a un sector técnico, y si se pone la clave “007”, el modelo más lujoso de la terminal que allí se representa se transformará en un submarino que usó James Bond en una de sus películas clásicas.

– Skoda Superb: ciertos detalles están reservados para los autos premium. No obstante, ciertas marcas, como la terminal checa del Grupo Volkswagen, incorporan estos atractivos detalles. Por caso, el incluir un paraguas en la puerta de atrás de su sedán más lujoso.

Compartir: